COENZIMA Q 10  VITAL PARA TU ENERGÍA.

¿QUÈ ES LA CONENZIMA Q 10 (CoQ10)?

La coenzima Q10 (CoQ10) es una molécula producida por nuestro organismo, su estructura química es similar a  un  lípido (ácido graso) por eso es  liposoluble (soluble en grasa o aceite).                                                                   

Se encuentra en todas la células de nuestro cuerpo y su concentración es mayor  en los órganos más activos: Corazón, hígado, riñón y páncreas es decir los que requieren más energía. Presente en 3 formas diferentes: oxidada (Ubiquinona), oxido/reducida (Ubisemiquinona) y reducida (Ubiquinol).        

El 95 % de la coenzima Q10 se encuentra en su forma reducida en nuestro cuerpo y apenas se absorbe a nivel instestinal en forma oxidada  (Ubiquinona)  desde los alimentos o  un suplemento, es transformada a su forma reducida (Ubiquinol), fácilmente.

 

¿PARA QUÉ SIRVE LA  COENZIMA Q10?

 La CoQ10 es Bioenergética, es   INDISPENSABLE en la producción de Energía en forma de ATP en todas las células de nuestro cuerpo (en las membranas celulares y principalmente en la mitocondria).

La Coenzima Q 10  tiene funciones de antioxidante clave en las membranas celulares y el colesterol circulante, protegiéndolos del daño oxidativo dañino.

BENEFICIOS DE LA COENZIMA Q10

  • Es Vital  en las células para producir ENERGIA,  a través de un mecanismo complejo a partir de los nutrientes (carbohidratos y grasas) de los alimentos: las moléculas  de ATP (una fuente de energía) están  involucradas en todas las  funciones  fisiológicas vitales de nuestro organismo, incluyendo la contracción muscular.  Un mayor gasto energético puede ocurrir por  un mayor gasto energético por  tu actividad diaria, ejercicio físico o trabajo intenso, por lo que el gasto de la Co Q10 puede ser mayor.
  • La CoQ10  protege las membranas celulares  de los daños que los radicales pueden producir en el ADN, proteínas y lípidos, igualmente transformar la vitamina E a su forma reducida (tocoferol) al actuar como un Antioxidante


SÍNTESIS DE COENZIMA Q10.

 Se sintetiza en el hígado, y se requiere de varios compuestos  durante el proceso como el  aminoácido tirosina, 8 vitaminas: B6, C, B2, B12, ácido fólico, niacina y acido pantoténico, igualmente uno de los precursores de la CoQ10 (mevalonato), quien también participa en la síntesis de colesterol.  Y es transportada en la sangre por  las lipoproteínas del colesterol porque es insoluble en agua

 

FUENTES.

 La CoQ10 se encuentra de forma natural en los alimentos, que contienen cantidades variables, Pravst et al (2010) investigaron el contenido de  CoQ10 en los alimentos, a pesar de la complejidad para su determinación y establecieron cinco Categorías según la concentración de la Coenzima: A (>50 mg/kg), B (10 -50 mg/Kg), C (5-10 mg/Kg), D (1-5 mg/Kg), E (< 1 mg/Kg).

Categoría A: Las carnes y las aves son las fuentes alimentarias con mayor aporte de CoQ10, tomando en cuenta los diferentes tejidos como el corazón de diferentes animales (cerdo, pollo y ternera), en el hígado de pollo. En los aceites como el de Soja, Maíz y Oliva virgen y es mayor en el extra virgen.

Categoría B: están los pescados azules principalmente el arenque, la caballa, vísceras y músculos rojos que es cinco veces mayor que en el blanco), frutos secos (maní, pistacho, nueces, avellanas), las semillas de  ajonjolí tostado, Vegetales (perejil) Grasas buenas (aguacate) cereales (granos de soya secos y verdes). El resto de los vegetales, cereales y frutas tiene un contenido de CoQ10 más bajo.                                                        Aproximadamente el 20% de la  CoQ sanguínea total proviene de fuentes dietéticas y el resto nuestro cuerpo lo produce.

 

DEFICIENCIA DE COENZIMA Q10.

 La producción de Co Q10 depende del tipo de  alimentación que consumimos y también es producida por nuestro cuerpo por lo que no es considerado  un nutriente esencial, entendiéndose que con ambos se mantiene el aporte suficiente de CoQ10. Sin embargo existen varias causas de  deficiencias de acuerdo a la situación se han presentado las Genéticas primarias de CoQ10 son trastornos metabólicos hereditarios debidos a mutaciones en los genes  y  las Deficiencias Secundarias como una  Alimentación Inadecuada, una  Producción Interna Insuficiente por déficits nutricionales, con el envejecimiento, el estrés,  el consumo de tabaco o de ciertos medicamentos como las estatinas (para bajar el colesterol) igualmente en la   práctica de ejercicio  extenuante, donde se  consume energía y la demanda de CoQ10 aumenta. Por último se han detectado deficiencias en enfermedades neurodegenerativas,  diabetes, cáncer, enfermedades cardiovasculares. Por lo que  es importante aportar una cantidad suficiente de la Coenzima Q10 mediante la dieta o a través de una suplementación  para suplir o evitar  posibles carencias.

 

DOSIS:

La cantidad total de Coenzima Q10 en el cuerpo humano de un adulto es de aproximadamente 2 gramos, mientras que 0,5 g deben ser reemplazados diariamente por síntesis endógena y nutrición (alimento). La importancia de las fuentes exógenas (Suplementación y  Alimentos) aumenta con el deterioro de la síntesis endógena.

La ingesta diaria sugerida de CoQ10 de fuentes exógenas varía de 30 a 100 mg para personas sanas a 60 a 1200 mg cuando se usa como terapia complementaria en algunas condiciones  médicas, según los investigadores Bonakdar and Guarneri 2005; Challem, 2000; Jones et al, 2002.                         

 La CoQ10 es liposoluble por lo que se sugiere que si consume un suplemento de Coenzima Q10,  lo haga durante la comida para una adecuada absorción.

Antes de consumir un suplemento con CoQ10 debemos tomar en cuenta que no estemos recibiendo una terapia con el medicamento warfarina, porque puede disminuir su efecto.

 

 Referencias

https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/20301015/

https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/33066002/